• Secciones
  • Más contenidos
  • Buscar
  • Social
  • Iniciar sesión
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Sábado, 30 de diciembre de 2017 | Leída 163 veces
ENTREVISTA

Bernat Coll: "Mallorca está saturada de grandes centros comerciales. Ya no caben más"

Guardar en Mis Noticias.

El presidente de Pimeco pide que no se sature ahora a Inca y Manacor y asegura que sería un buen balance que el comercio consiguiese las mismas ventas que el año pasado en Navidades

T.G.F. |

[Img #20276]

Sumergido en plena campaña de compras navideñas, el pequeño comercio de Mallorca vive uno de sus momentos álgidos del año. Hoy hablamos con el presidente de la asociación Pimeco, Bernat Coll, para dibujar un retrato de la situación actual del pequeño comercio.

 

-La economía vuelve a funcionar pero Pimeco defiende que el pequeño comercio no mejora su situación ¿Cuál es la causa?
-El pequeño comercio de Mallorca está sometido a una presión muy importante surgida sobre todo por los grandes operadores que están ahogando al sector. La verdad es que vivimos una recuperación económica y una mejora de los ingresos familiares a partir del hecho de que la gente tiene un poco más fácil acceder a un puesto de trabajo. Ahora bien, la temporalidad de los contratos y las condiciones económicas de estos provocan que las familias sean conservadoras y no consuman aún como hace años. La macroeconomía y sus números son una cosa y la economía que experimentan las familias es otra. Además las políticas que se han realizado durante años a nivel comercial no han favorecido para nada a los pequeños sino que los han perjudicado de forma clara.

 

"El pequeño comercio está sometido a una presión muy importante por los grandes operadores que están ahogando al sector"



-La Navidad es un momento de gran consumo. ¿Qué balance realiza de la campaña actual?
-Tradicionalmente la Navidad había sido uno de los momentos álgidos en cuanto a ventas para el comercio pero esta realidad está cambiando a marchas forzadas. La irrupción de fenómenos como el Black Friday o la desaparición de las tradicionales rebajas han provocado que el comercio casi tenga que vivir en una constante situación de ofertas y descuentos por que se ha acostumbrado al cliente de esta manera. Llamar la atención del cliente a través del precio se puede hacer en momentos puntuales pero no de forma continuada al menos no desde el pequeño comercio. La campaña de Navidad ha empezado con ventas moderadas que no se han correspondido con las expectativas y más viniendo de unos meses no demasiado buenos , sobre todo en comparación con el año pasado. Los números se están corrigiendo en los últimos días y nuestra expectativa es finalizar con el mismo resultado que el año pasado. Esto ya sería un gran triunfo en las actuales circunstancias.



-¿Se ha tranquilizado ya el ambiente en Palma por las críticas ante la falta de iluminación navideña?
-Hay muchos comerciantes enfadados y decepcionados. Están así por que sienten que el Ayuntamiento no les escucha ni tiene en cuenta y además que les miente por que no cumple las promesas que hizo el pasado año. Es inconcebible que se pongan luces de Navidad en zonas despobladas y que áreas comerciales enteras se vean marginadas. Esto no es apoyar al pequeño comercio. Espero y deseo que sea el último año en que vivamos esta situación.

 

"Es inconcebible que se pongan luces de Navidad en zonas despobladas y que áreas comerciales enteras se vean marginadas"



-Dígame, ¿Son las grandes superficies el principal problema del pequeño comercio?
-Las grandes superficies en si mismas no son el problema. Creo francamente que el modelo de centros comerciales puede convivir con el modelo mediterráneo de pequeño comercio en los centros urbanos pero se tiene que encontrar un equilibrio. En Mallorca hace tiempo que se truncó este equilibrio en favor de los grandes y esto hay que reconducirlo a pesar que nos costará mucho. Lo que no podemos consentir es que estos operadores gigantes sigan campando a sus anchas y que, apelando a la liberalización comercial, hipotequen a nuestro pequeño comercio, nuestro territorio y nuestros recursos naturales. Quiero pensar que el nuevo plan director de equipamientos servirá para ello.

Por otro lado la venta por internet es una competencia más que tenemos que afrontar y que aún ahora no está correctamente regulada como si lo está el comercio físico. Basta hacer un repaso a la red para encontrar multitud de páginas de venta en las que no sabemos la empresa que hay detrás, ni donde tributa, ni una garantía de calida del producto.



-El Consell de Mallorca ha aprobado una nueva moratoria para evitar grandes centros comerciales. ¿Cómo analizan esta medida?
-Nos ha quedado un sabor agridulce con la nueva moratoria. Entendemos que debía realizarse un parón en el otorgamiento de licencias para nuevas superficies mientras se tramita el plan director. Desde Pimeco consideramos que se debería haber sido más restrictivo y valiente y no permitir nuevas superficies de más de 700 metros cuadrados en este periodo pero finalmente no ha sido así. Esto supone relajar las medidas existentes hasta el momento y permitir comercios de hasta el triple de metros que hasta el momento.

 

"Se debería haber sido más restrictivo y valiente y no permitir nuevas superficies de más de 700 metros cuadrados durante la nueva moratoria"



-Junto con la moratoria llega un nuevo plan para ordenar comercialmente Mallorca. ¿Cómo analizan este plan?
-Hemos dicho en diferentes ocasiones que nos parece un buen plan en líneas generales. Se tenia que poner orden en un sector que necesitaba medidas para conseguir un equilibrio a nivel económico y territorial. Lo que no puede ser es que cuando tengamos un problema de movilidad y saturación en Palma pasemos a saturar otras zonas como Inca o Manacor. Tenemos que ir a un modelo en el que el pequeño, mediano y gran comercio pueda sobrevivir pero siempre desde el respeto a nuestro territorio y entorno.

Por otro lado también pensamos que es un plan que se puede mejorar en diferentes aspectos y por ello alegaremos y realizaremos sugerencias. El ejemplo más claro en este sentido es el de permitir la posibilidad de superficies comerciales de 20.000 y 30.000 metros en Manacor e Inca. Esto va a ser muy contraproducente para el pequeño comercio. Confiamos en que el Consell rectifique.



-¿Es usted partidario de prohibir más grandes superficies comerciales?
-Mallorca está saturada de grandes superficies. No caben más y ya no vale el argumento de poner dificultades y exigencias para ponerlo difícil a las grandes empresas. Siempre encontrarán una vía para implantarse. Los políticos tienen herramientas a través de la ordenación territorial para frenar en seco estos proyectos y proteger al pequeño comercio y también al territorio. Ahora bien no se trata tanto de prohibir como de conservar nuestro territorio que es limitado. Defendemos el territorio cuando hablamos de construir chalets o nuevos hoteles pues con la misma fuerza y voluntad tenemos que defender el territorio hablando de infraestructuras comerciales. Tenemos que ser valientes y decir basta.



-¿Cómo puede competir el pequeño comercio tradicional con Amazon e internet?
-Este es nuestro reto. No podemos vivir de espaldas a internet. El pequeño comercio tiene que dar un paso adelante en este sentido y tener presencia activa en redes sociales además de, en la medida de lo posible, entrar en la venta on line. Hay comercios especialistas a los que no les quedará más remedio que dar este paso mientras que otros que tienen su valor añadido en la proximidad tienen que apostar más que nunca por ofrecer calidad de servicio, calidad de producto y sobre todo un asesoramiento personal que te diferencie. Cada tipo de comercio deberá escoger su camino.

 

"No podemos vivir de espaldas a internet. El pequeño comercio tiene que dar un paso adelante en este sentido"



-¿Qué papel tiene que jugar el asociacionismo en el futuro del pequeño comercio?
-Es fundamental. Las asociaciones tienen que recuperar su protagonismo y convertirse de nuevo en el eje de la vida profesional del pequeño comercio. Solo desde la unidad y la coordinación podremos conseguir que nuestra voz se escuche. Esta unidad tiene que empezar con asociacionismo de calles, de barrios o de pueblos para después unirse en las patronales. Apelo a todos los comerciantes a que se asocien por que esta será la manera en que sus opiniones puedan tener el peso que se merecen ante las administraciones públicas. Además, desde Pimeco lo hemos puesto muy fácil incluso económicamente. Esperamos a todo este pequeño comercio que necesita alguien que represente sus intereses y que están diametralmente opuestos a los de los grandes operadores. No hay excusas para no sumar.



-Y las rebajas reguladas... ¿Es viable reimplantarlas?
-Depende de la simple voluntad de los políticos. La eliminación de las rebajas fue el resultado de una presión de los grandes operadores que finalmente ha perjudicado a todo el comercio. Los consumidores están despistados por que están bombardeados de ofertas todo el año. Si hubiera unos periodos regulados la gente estaría más orientada a la hora de hacer las compras y todo el sector comercial también funcionaría mucho mejor. Desde Pimeco seguiremos presionando para que esto cambie.

 

"La recuperación del periodo regulado de rebajas depende de la simple voluntad de los políticos"



-Esta Navidad ustedes han impulsado una campaña original para promocionar el pequeño comercio. La Petigrossa ¿Ha llegado a la gente?


-La campaña en cuestión se basaba en el lema ‘Esta Navidad compra en el pequeño’ y yo diría siempre hay que comprar en el pequeño comercio. Hemos conseguido demostrar que los pequeños pueden hacer cosas grandes y sobre todo hemos acercado a consumidores y posibles clientes los valores del pequeño comercio que desarrolla un papel fundamental dando vida a nuestros pueblos y barrios. Ha sido la campaña que ha tenido más éxito y que ha tenido más repercusión. Todo el mundo ya identifica el remolque de premios con el pequeño comercio. Es una campaña que se tiene que repetir. Quedan unos días aún en los que se pueden adquirir las papeletas que dan opción a ganar un gran premio valorado en 124.000 euros. El próximo día 4 en el Passeig del Born y en directo por IB3 realizaremos el sorteo.

Enlaces automáticos por temática
Haga click para comentar
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
1 Comentario
Fecha: Lunes, 1 de enero de 2018 a las 10:34
maria
Estoy de acuerdo en que estamos saturados de grandes superficies y que se tiene que impulsar al pequeño comercio. Para ello, creo que deberian dar las mismas facilidades que el gran comercio, como puede ser el tema del cambio en el genero, algunas tiendas no te permiten las devoluciones. A mi personalmente me gusta ir a comprar donde sé, que si no me gusta, lo puedo devolver sin ningun problema.

EconomíadeMallorca | Noticias de actualidad económica y la última hora de Mallorca. Palma de  Mallorca
Economía de Mallorca • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress