• Secciones
  • Más contenidos
  • Buscar
  • Social
  • Iniciar sesión
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Martes, 4 de septiembre de 2018
EMPLEO

Trabajar menos horas aunque se reduzca tu salario

Guardar en Mis Noticias.

Casi un 4% de los ocupados de España quiere reducir su jornada, la tasa más elevada de los últimos siete años

Redacción |

[Img #24068]

Más de 727.000 trabajadores en España quieren reducir su jornada laboral, con la correspondiente disminución de sus ingresos. Esta cifra es un 6,4% más elevada que en 2017, cuando 683.100 ocupados deseaban trabajar menos horas. Se trata, además, de la cifra más elevada desde 2010, cuando los ocupados en esta situación superaban los 800.000.

 

Así lo revela Randstad en un análisis sobre el número de ocupados que desearía trabajar menos horas, aceptando con ello una reducción proporcional de su salario. Para ello, Randstad ha tenido en cuenta la Encuesta de Población Activa (EPA), publicada por el Instituto Nacional de Estadística (INE), desde el segundo trimestre de 2007 al mismo periodo de 2018.

 

La tasa de trabajadores que desean reducir su jornada sobre el total de empleados también crece en 2018, hasta alcanzar el 3,8%, convirtiéndose en la tasa más elevada de los últimos siete años.

 

En 2007 se alcanzó la mayor tasa de toda la serie histórica (7,2%) y, a partir de este momento, se encadenaron siete años de descensos consecutivos hasta registrar la menor tasa de toda la década en 2014 (2,9%). Durante los siguientes ejercicios, este dato ha vuelto a crecer hasta alcanzar el 3,8% este año.

 

“El aumento del número de trabajadores que desean reducir su jornada laboral durante los últimos años viene motivado por la mejora de la situación económica. Los empleados buscan otros beneficios en sus empleos, al margen del salario, como aquellos que posibilitan un equilibrio entre su entorno laboral y personal. Por esta razón, en los últimos años, la búsqueda de factores como la conciliación o la flexibilidad han hecho que más profesionales estén dispuestos a reducir su jornada laboral, incluso a costa de una reducción de su salario”, explica Luis Pérez, director de Relaciones Institucionales de Randstad.

 

Las empleadas son el perfil que registra mayor tasa de ocupados que desean reducir su jornada laboral, con un 4,1%. Es decir, cuatro de cada diez trabajadoras preferirían trabajar menos horas con una reducción proporcional de su salario.

 

En el caso de los varones, esta tasa se sitúa en el 3,5%.  Respecto al año pasado, en las mujeres han aumentado esta tasa (+0,3 puntos porcentuales), mientras que en los hombres se mantiene el mismo nivel. Si se compara este dato con el de 2007, la tasa se ha reducido en ambos sexos, siendo este descenso más pronunciado en mujeres (-4,4 P.P.) que en hombres (-3 P.P.)

 

Cuando se analiza el lado opuesto, el de aquellos trabajadores que desean trabajar más horas, el estudio revela que 2.177.700 ocupados estaría interesado, llevando consigo un incremento proporcional de su salario. A pesar de superar la barrera de los dos millones, esta cifra refleja un descenso por quinto año consecutivo.

 

En 2007 se registró la menor cifra de la serie, con 1.868.100 empleados que querían trabajar más horas. A partir de este momento, este dato creció durante seis ejercicios seguidos hasta alcanzar en 2013 la cifra más alta, que rozaba los tres millones de ocupados (2.996.800). Desde entonces, el número de trabajadores que desean trabajar más horas ha decrecido un 27,3%, hasta los 2,18 millones de 2018.

 

En relación a la tasa de ocupados que desean trabajar más horas respecto del total de empleados, la tendencia de los últimos años ha tenido un comportamiento similar. En 2007 esta tasa se situó en el 9,1%, experimentando un crecimiento continuado durante los seis años siguientes y alcanzando el 17,5% en 2013, la tasa más elevada. A partir de este punto, este dato descendió durante los cinco ejercicios consecutivos, registrando el 11,3% este año.

 

El equilibrio entre trabajo y vida personal consolida su importancia situándose, por segundo año consecutivo, como el segundo factor más importante, tras aumentar su importancia en diez puntos porcentuales en la anterior edición y mantenerse en el 55% este año. Es decir, el 55% de los empleados sitúan el equilibrio entre vida laboral y personal como el segundo motivo más importante para desarrollar su carrera en una u otra empresa, sólo superado por el salario.

Enlaces automáticos por temática
Haga click para comentar
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
EconomíadeMallorca | El periódico económico de Illes Balears
Economía de Mallorca • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress