• Secciones
  • Más contenidos
  • Buscar
  • Social
  • Iniciar sesión
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Jueves, 6 de septiembre de 2018
COMERCIO

"No somos racistas, lo único que queremos es que la venta ambulante ilegal desaparezca"

Guardar en Mis Noticias.

Las patronales comerciales presentan un acta de conciliación para que el concejal Molina se retracte, antes de presentar una querella

Redacción |

[Img #24118]

Las patronales del comercio de Mallorca han anunciado que llegarán hasta el final en su querella judicial contra el concejal de Palma Alighi Molina si no se retracta y les pide disculpas por haberles llamado racistas por su rechazo contra la venta ambulante ilegal en un tuit.



Pimeco, Afedeco y el sector comercio de CAEB y PIMEM han interpuesto en los juzgado de Vía Alemania de Palma una demanda de conciliación previa a la querella contra el concejal de Juventud, Igualdad y Derechos Cívicos del Ayuntamiento de Palma por un tuit ofensivo del 16 de agosto.



Molina tuiteó: "La campaña contra el top manta es simplemente una acción racista por construir un chivo expiatorio. En la época de Amazon y Ali Express y cada más grandes almacenes, ¿realmente alguien cree que el objetivo ha de ser lucharle las migajas a quienes sólo buscan sobrevivir?"



La querella es por presuntos delitos de calumnias e injurias, al entender que con su tuit Molina "está imputando un delito de odio a los que llevan a cabo una campaña permanente contra el top manta o la venta ambulante ilegal".



El presidente de Pimeco, Toni Fuster, se ha defendido de las acusaciones de Molina: "No somos en absoluto racistas, lo único que queremos es que se cumpla la ordenanza y que la venta ambulante ilegal desaparezca de nuestra ciudad por el perjuicio que está generando tanto en imagen como al pequeño comercio".



Los representantes de las patronales se han expresado dispuestos a no seguir adelante con la querella, si el concejal les pide disculpas: "Queremos que se retracte de sus palabras y lo haga público a través de los mismos medios en los que ha hecho públicas sus declaraciones", ha detallado Fuster sobre la demanda en la que reclaman a Molina una responsabilidad civil de 5.000 euros.



Sobre el hecho de que Molina haya dicho que sus palabras eran contra una campaña de Ciudadanos sobre la venta ambulante, el secretario general de Afedeco, Antonio Vilella, ha insistido en que "si su intención no era ofender a los comerciantes, que retire el tuit".



"No queremos llegar a la querella, nuestro espíritu es absolutamente conciliatorio y de llegar a una avenencia con él porque entendemos que, si es como dice, que no era su intención, basta con que no tenga orgullo y empatice porque el comercio sí que se ha sentido afectado y difamado en estas declaraciones suyas", ha declarado a las puertas del juzgado.



Vilella ha insistido en que sería suficiente con que Molina retirase el tuit y pidiese disculpas "por lo que pueda entenderse del tuit por parte de los comerciantes, aunque su intención no haya sido esa".



El secretario general de Afedeco considera que "si es una persona inteligente y no era su intención, tiene que rectificar necesariamente".



"Podemos entender que lo que haya querido expresar es distinto a lo que nosotros hemos entendido. Le pedimos que empatice con el sector comercio que, del tenor literal del tuit, entiende que se le ofende directamente, se le difama y por tanto, si él retira el contenido del tuit, independientemente de la intención que haya tenido por su parte, nosotros nos veríamos suficientemente avenidos con él", ha declarado.



Vilella ha indicado que la demanda y posterior querella tienen carácter personal hacia Molina. Por otra parte, ha recordado que solicitaron al alcalde, Antoni Noguera, que lo destituyera, él respondió por una carta a través de los medios de comunicación y las patronales a su vez contestarán a todas las consideraciones que hacía en ella.



"Pensamos que su respuesta fue evasiva, que no tuvo en consideración las alegaciones del sector comercio y esperamos una respuesta por su parte en el momento que corresponda", ha añadido.



Los representantes de las patronales han recalcado que el concejal no se ha puesto en contacto con ellos y lo único que han sabido al respecto fue por unas declaraciones en un periódico local "en las que se ha reafirmado y no ha querido volver atrás", ha reprochado Fuster.



El presidente Pimeco ha criticado la posición de Cort en relación con el pequeño comercio: "Indudablemente nos sentimos abandonados".



"Éste tenía que ser el pacto por el pequeño comercio y nosotros no vemos ningún pacto por el comercio. Vemos prohibiciones en el alquiler turístico, ordenanzas aplazadas de mayo a septiembre sin ninguna actuación en la calle y no vemos que sea el pacto del pequeño comercio", ha concluido.



Fuster ha dicho lamentar los incidentes con vendedores del topmanta en Cataluña: "Los lamentamos mucho y no queremos que se repitan en Palma pero si hay que darles una salida social es Cort quien tiene que dársela a través de sus Servicios Sociales. No nos hemos opuesto nunca a que Cort ayude a estas personas a través de sus Servicios Sociales. Nosotros queremos que se cumpla la ordenanza", ha concluido.

Haga click para comentar
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
EconomíadeMallorca | El periódico económico de Illes Balears
Economía de Mallorca • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress